lunes, 2 de diciembre de 2013

Los cazas soviéticos de mi pueblo

La comarca catalana de La Segarra está en el centro de Cataluña, a medio camino entre Barcelona y Lleida, y también es una gran desconocida para muchos visitantes: pasan de largo los que van a la playa, a la alta montaña o a las estaciones de esquí. También la pasan de largo los que huyen del frío extremo del invierno o el calor achicharrante del verano, aquí el termostato no suele tener medias tintas.


Sin embargo, es una comarca muy interesante si te atrae el patrimonio medieval; los antiguos condados catalanes fueron ganando paulatinamente el terreno a los invasores de al-Andalus, dejando una herencia de castillos, torres y construcciones fortificadas.


Luego está el paisaje. Acostumbrados a centrarnos en las montañas más altas y los valles más bucólicos, es posible que este paisaje de suaves ondulaciones te pueda parecer insulso… Para gustos los colores, pero a mí me parece de lo más estimulante tenir la oportunidad de pilotar por paisajes abiertos donde la tierra se trabaja, sobre todo en el cultivo de cereal; en primavera florece de un verde intenso, conformando un paisaje que, según afirmación de un amigo mío, se puede definir como “la Toscana catalana”.



La capital de La Segarra es Cervera, municipio de 9.000 habitantes con un rico patrimonio histórico que ayuda mucho a explicar lo que fue y lo que es Cataluña, y además cuna de un piloto llamado a ser leyenda: Marc Márquez.






En resumen, la comarca de La Segarra se merece una crónica para ella sola, pero en esta ocasión me interesa un lugar concreto que acoge unos artefactos de lo más desconcertantes… ¿Ves algo raro en esta foto de Google Earth?






La comarca de La Segarra es atravesada por dos grandes ejes viarios: las autovías C-25 y A-2. Esta última es un desdoblamiento de la Antigua N-II, que en algunos tramos mantiene su recorrido original. Y es circulando por uno de estos últimos que encontramos el desvío a Sant Pere dels Arquells, pequeño núcleo de 50 vecinos integrado en el municipio de Ribera d´Ondara.

Sant Pere dels Arquells
Y es en este lugar tan anónimo donde te encuentras con la madre de todos los anacronismos: tres aviones de combate de la época soviética y  un helicóptero de la guerra de Vietnam. Están en una parcela privada, no puedes tocarlos pero sí verlos de cerca.


Son tres reactores “MIG” procedentes de los ejércitos de la antigua URSS, Checoslovaquia y Hungría, desprovistos de motores e instrumentación. El helicóptero es un “Bell UH-1 Iroquois”, un icono de la guerra en Vietnam.





Todos estos modelos, pese a su antiguedad, siguen siendo utilizados por algunos ejércitos…





El propietario de estos artefactos, un particular de Barcelona al que no le gusta dar publicidad a sus “juguetitos”, empezó a traerlos hasta estos terrenos hace unos diez años, desmontados. El último en incorporarse a la colección ha sido el helicóptero, adquirido hace un mes.


Los habitantes de Sant Pere dels Arquells no parecen estar molestos con estos “souvenirs”, ni con los visitantes ocasionales que le dan vida a la pedanía.


Saludos y buena ruta!

12 comentarios:

  1. España está llena de curiosidades, pero desde luego eres único buscándolas, je,je
    Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Y que haya salud para seguir recolectando frikadas! ;-)

      Gracias por el seguimiento, abrazos de vuelta!

      Eliminar
  2. parece increible que se encuentren cosas asi en nuestro pais. pero esto solo indica que en ocasiones estamos muy equivocados o ignoramos mucho mas de lo que llegamos a comprender. un saludo Manel

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No creo que sea equivocación, ni tampoco ignorancia porque hay tanto por conocer, que es imposible abarcarlo todo... Peeero, ¿y lo que nos divertimos encontrando estas cosas? ;-)

      Gracias por el seguimiento, un abrazo y hasta pronto!

      Eliminar
  3. Toma curiosidad curiosa, no sabía nada de este coleccionista. Mugras gracias por la información Manel, lo apunto en la carpeta de "futuras visitas".

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Allí los tendrás cuando quieras pasarte, Santi! Eso sí, avisa cuando vengas, hay una ronda pagada esperándote...

      Un abrazo!

      Eliminar
  4. Que gran país y tan desconocido. Gracias por acercarlo un poco más a nosotros. Un abrazo Manel.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ...Y lo que nos queda por ver! Gracias por el seguimiento, Paco, un abrazo y nos vemos en ruta!

      Eliminar
  5. Sigue compartiendo Manel, que a muchos nos gusta como miras las cosas.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias crack! Tú tampoco te quedas corto...

      Saludos!

      Eliminar
  6. Que rincon tqn especial. Nadie se imaginaria algo asi, en un pueblo.
    Y que relaro. Me guata mucho como cuentas lad cosas.
    Seguire descubriendo sitios contigo.
    Un daludo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Por aquí andaremos, encantado de tu compañía "virtual"...

      Gracias por el seguimiento, saludos!

      Eliminar